CÓMO USAR LOS COLORES EN LO PROFESIONAL.

Color

Las personas constantemente me preguntan cómo usar los colores en la ropa correctamente en lo profesional. En general, la regla más fácil es usar los colores fríos que es lo más apropiado en un entorno formal profesional. ¿Cuáles son estos?  Azul, violeta, guinda, café oscuro, rojos quemado, morados; el negro y  blanco pueden entrar dentro de esta categoría.  Los cálidos por el contrario proyectan ser más relajados, como el amarillo, naranja, verde, aqua.  Esos son colores que usarías para anunciar una promoción en la playa, o colores que usas el fin de semana en una comida de día, etc.; son mucho menos formales.

Sin embargo, una buena combinación de colores a través de tus accesorios, puede permitir que tu atuendo no sea tan sobrio, sobre todo si tu industria te lo permite.   A qué me refiero con industria, pues que los banqueros y abogados y ciertos corporativos, son más formales en sus códigos de vestimenta, pero industrias de entretenimiento, publicidad, etc, permiten ser menos formales a la hora de vestir.

Si trabajas en un corporativo, y sientes que un traje sastre azul marino, con blusa blanca, es muy serio, puedes agregar un collar o mascada con colores cálidos para darle vida y que pueda resaltar tus atributos personales.  El tema es tener cuidado con la cantidad de color en tu atuendo por que puedes mandar un mensaje equivocado. Inclusive aún mencionado los fríos, hay que tener cuidado cómo usarlos y la cantidad en un traje.  Lo que puedes hacer, es aprovechar los colores neutrales como el gris, beige, sepia, azul marino, etc y entonces agregar el color frío en la blusa, mascada o corbata en lugar de vestirte con un traje completo en color rojo quemado, que puede ser muy invasivo.

El rojo en grandes cantidades puede cansar, puede proyectar pasión y mucha intensidad, y también va a depender en que tonos de rojo hablemos, ya que si le agregas azul al rojo o blanco lo puedes hacer más sobrio y frío, pero si le agregas amarillos, puedes lograr lo contrario.  Recuerda que entre menos colores tenga una prenda de ropa, más formal es; de preferencia usa colores sólidos o que tengan máximo dos colores diferentes, de lo contrario, le quita formalidad.

Al final, lo que importa es que proyectes lo que estás buscando, si buscas formalidad, usar colores sobrios y fríos es lo mejor, imagina un traje sastre gris con una blusa rosa.  Por el contrario, si quieres seguir mandando un mensaje de formalidad, pero con un toque de color y creatividad, puedes agregar a un traje sastre gris, una blusa roja. En lo que te tienes que fijar, es que tu color, no distraiga cuando te voltean a ver, por que lo que buscas en los negocios, a parte de proyectar credibilidad, es construir relaciones sólidas, si los colores que usas en tu ropa, distraen demasiado a tu receptor, puedes confundir tu mensaje y otros no entiendan lo que quieres transmitir.

Evita colores demasiado metálicos, evita colores demasiado brillantes, evita colores pastel por que limitan la autoridad que proyectas, aprende a usarlos a tu favor y reluce tu mejor imagen.  En los negocios, lo que importa es el mensaje que mandas a través de tu apariencia, aun cuando un color te favorezca, no quiere decir que lo debas usar en lo profesional. Si tienes dudas de cómo hacerlo, busca a un experto que te sugiera cuál es tu paleta de color y cómo debes usarla.

Seguir leyendo…

http://www.alemarroquin.com/2014/02/16/como-usar-los-colores-en-lo-profesional/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s